UN MINISTRO POR PROGRAMA

MIKEL LABASTIDA

Una de las cosas positivas de la cantidad de ministros que ha nombrado Pedro Sánchez es que hay de sobra para campar a sus anchas por las parrillas de todas las cadenas. De hecho en los últimos días la consigna ha debido de ser «ni un programa sin ministro». Y prácticamente se ha cumplido. Excepto en 'Cuarto milenio' y en el de Toñi Moreno hemos visto a los principales responsables de los ministerios en todos los programas. Abrió la veda Màxim Huerta regresando a casa. Es de bien nacidos ser agradecidos y el escritor le brindó a su exjefa su primera aparición televisiva en el nuevo cargo. Al día siguiente pasó por 'La Sexta noche' y explicó que no le cogió el teléfono a Pedro Sánchez a la primera porque «ponía número secreto». El ministro de Cultura se asemejó así al común de los mortales, que no contestamos a quien no se identifica al llamar por si es un marrón. Por el mismo espacio de Atresmedia se dejó ver también la titular de Sanidad, que ya se había dejado ver con Ferreras y Javier Ruiz.

A 'Liarla Pardo' se acercó Magdalena Valerio, ministra de Trabajo, que demostró aquello de que sobre gustos no hay nada escrito al desvelar que consideraba divertido a Rajoy. Más solemne le tocó estar a Borrell frente a Ana Pastor. Por cierto, que ahora que es presidente, a Pedro Sánchez se le han acabado las excusas para no sentarse en el plató de 'El Objetivo', al que no ha acudido nunca. A ver si toma nota de sus ministros, que ahora que se las ven felices no dejan de dar la cara. ¿Mantendrán esta sobrepresencia mediática cuando empiecen a sucederse las polémicas y los problemas?

Llegó el lunes y tocó repartir apariciones. Tú a Ana Rosa y yo a donde la Griso. Meritxell Batet conectó ayer en directo con la tertulia de Telecinco y Pedro Duque se teletransportó hasta la de Antena 3. El récord de apariciones lo ostenta Margarita Robles, titular de Defensa, que tiene en su haber: un 'Espejo Público', un 'Desayunos de TVE', un 'Al Rojo Vivo' y un 'Las mañanas de Cuatro'. Le falta la bendición de Ana Rosa para hacer pleno. No nos olvidemos de que, según ella, este es un Gobierno «feminista... y de Mediaset».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos