«He intentado no abandonar el elemento humano y visceral de la historia»

El realizador británico dirige «como una partida de ajedrez» el salvamento del Ejército británico de las playas de Dunkerque Christopher Nolan Director de cine

MARÍA ESTÉVEZ LOS ÁNGELES.

Christopher Nolan decidió que la mejor manera de contar el salvamento del Ejército británico en las playas francesas de Dunkerque tenía que hacerse desde tres puntos de vista (tierra, mar y aire) y con el mayor realismo posible. «Como un puzle», presenta una de las mejores películas bélicas de las últimas décadas que se estrena este viernes en España.

-¿Qué fue lo que le atrajo de Dunkerque?

-Como la mayoría de los británicos, he crecido escuchando los pormenores de esta batalla. Emma (Nolan, su mujer) y yo atravesamos el Canal con amigos en un pequeño bote hace 20 años y fue horrible, difícil, angustioso. Me sentí en peligro una docena de veces y pensé que era un viaje muy complicado. Imaginarlo, además, con bombas cayendo, me impactó. Eso cimentó la idea de contar esta historia.

-¿Esta historia es más importante para usted por ser británica?

-Para los británicos es un recuerdo que perdura en el tiempo, no cabe duda y forma parte de la cultura de Inglaterra. Mi padre, que murió hace unos años, estaba obsesionado con aviones y cada vez que veía una película de la Segunda Guerra Mundial, vociferaba contra todo que consideraba erróneo y me explicaba los motivos.

-¿Por qué la película solo se centra en los soldados?

-He intentado no abandonar el elemento humano y visceral de la historia. Estos soldados nunca supieron lo que ocurría en el gabinete de Churchill y no sabían lo que sucedía en los barcos. Por eso, solo vemos a unos jóvenes atravesar por situaciones aterradoras.

-Usted encuentra cierto paralelismo con los refugiados de ahora y su película. ¿Por qué?

-Sí, muchísimo. Cuando filmábamos en Dunkerque estábamos a pocos kilómetros de uno de los campos de refugiados más grandes de Europa. Somos humanos y, la verdad, a todos nos preocupa lo mismo. No podemos ver imágenes de la guerra en los años cuarenta y no hacer un paralelismo con lo que sucede ahora mismo. Es imposible. Queremos pensar que vivimos en un mundo sofisticado de alta tecnología, cuando en realidad, al ver las fotos de los refugiados, seguimos viviendo en el pasado.

-'Dunkerque' llega a los cines rodeada de superhéroes,¿le preocupan sus contrincantes?

-No pienso en ello. Jamás me he preocupado de ver quién estrena la misma semana que yo. Si te fijas demasiado en lo que te rodea, puedes acabar aterrorizado. Soy un director que siempre trata de hacer algo diferente y me arriesgo a darme de bruces contra el suelo. Tengo fe en el público, en que vean la película guiándose por su experiencia, en sus propios términos. Como director tengo que engancharles a la historia, a las imágenes, y que ellos juzguen dependiendo de lo que ven.

-Su mujer, Emma, es la productora de sus películas ¿Cómo se mantiene su relación?

-Existe entre nosotros un escepticismo constructivo. Ella sabe cómo trabajo y la técnica que quiero utilizar. Es capaz de traducir lo que necesito y confía en mí cuando digo lo que quiero, aunque a veces no sea partidaria de rodar a mi manera. Te aseguro que ha sido un reto grabar como hemos grabado con el presupuesto que teníamos.

-¿Cómo se ha sentido al realizar esta película?

-Era importante para mi romper ciertas barreras con esta cinta. He hecho muchas cosas que no se hacen al rodar este tipo de películas. En la actualidad, la tecnología ha avanzado tanto que a veces pensamos primero en el aspecto digital que en el tradicional. Con esta película he vuelto a las raíces. He sido muy real, todo lo real que podía en cada secuencia. He intentado que el público viera y sintiera lo que cada piloto o soldado está viviendo en pantalla. Este filme es una experiencia para la audiencia. 'Dunkerque' no está creada como una carrera, sino como una partida de ajedrez.

-Varios actores protagonistas son desconocidos por el gran público. ¿Por qué eligió actores nuevos junto a estrellas como Harry Stiles, Tom Hardy o Mark Riley?

-Cuando apareció 'Alien' en 1979 nadie sabía quién era Sigourney Weaver. Debemos dar oportunidades a los actores y llenar de frescura la pantalla. Es una maravillosa oportunidad para el cineasta trabajar con actores nuevos.

Más

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos