Charanga Strapalucio, 31 años en las fiestas de San Fermín

La charanga Strapalucio, ayer en Pamplona. :: / L.R.

La charanga Strapalucio se formó en Aldenueva de Ebro en 1984

Sanda Sáinz
SANDA SÁINZCervera

Ni más ni menos que treinta y un años lleva la charanga Strapalucio amenizando las fiestas de San Fermín para la Peña Aldapa, cuya sede se encuentra en la calle Jarauta.

La Strapalucio está del 7 al 14 de julio. Hay actuaciones especiales como el día del socio, el del niño y dos salidas nocturnas (el domingo 9 y hoy). Cada mañana ameniza los vermús por el recorrido de bares y también sale con los peñistas a las 17.30 horas hacia la plaza de toros para asistir a la corrida. El desfile comienza con el himno de la peña.

En la plaza la charanga toca en los arrastres y otros instantes fuera de lo que es la faena. Cada peña tiene su canción y sus momentos. En su caso le corresponde en los toros 2 y 5. Después hay que ambientar la ronda por los bares. Algunos días se sale por el patio de caballos y otros por el callejón. Se traslada interpretando pasacalles y luego en cada parada ofrece varios temas para terminar en la sede de la peña.

A las ferias suelen ir diez músicos y a Pamplona acuden once: los saxofonistas Santiago Baroja, (Aldeanueva de Ebro) y Rubén Sáenz (Arnedo); los trompetistas Javier Zaracain (Rincón de Soto), Iñaki Sanz (Andosilla) y Alberto San Miguel (Andosilla); Mikel Vidart (Zirauqui) e Iñaki Ibáñez (Mallén) a los trombones; Beltrán Muerza (San Adrián) toca el bombardino; Enrique Vélez (Artajona) el helicón; y de la percusión se ocupan David Iborra (Tafalla) y Fernando Jimeno (Artajona).

La charanga Strapalucio se formó en Aldenueva de Ebro en 1984 y tiene numerosas localidades fijas donde toca en verano. Antes de San Fermín estuvo en los festejos de San Juan (Soria). Después descansarán una semana. Son los únicos días de asueto en unos intensos meses de celebraciones que retomarán el 24 de julio con las fiestas de San Adrián en honor a las Santas Reliquias.

Fotos

Vídeos