La Rioja
Eladio García Tre. :: j.i.g.
Eladio García Tre. :: j.i.g.

«No aprendí a decir misa porque se aplicó el Concilio Vaticano II»

  • Eladio García Tre Sacerdote homenajeado

«Recuerdo mi ordenación con muchos nervios, al tener un reto importante, los de mi curso, no aprendimos a decir misa», destacó el sacerdote Eladio García Tre, que cumplió ayer sus bodas de oro sacerdotales al cumplir los cincuenta años de su ordenación. García Tre, que nació en Logroño, tiene una edad de 74 años y fue ordenado sacerdote hace 50 años, en 1967. Las razones por las que no aprendió a decir misa las explicó así: «Nos ordenamos el día 20 y nueve días después cambiaba el rito de la misa para aplicar el Concilio Vaticano II. Se cambió el latín por el castellano, se simplificaron ritos. El primer misal provisional salió después de dos años de ser nosotros curas». En la entrevista añadió «que estuve de capellán en el hospital psiquiátrico Reina Sofía siete años, en donde aprendí que los más importante era querer a la gente. Podían ser todo lo raros que quisieras, estar locos... pero el amor lo entendían». El sacerdote García Tre afirmó que «el amor lo entendían, aunque hubiera que reñirles y sabían que les reñías con cariño». «El primer pueblo que tuve como párroco fue Lumbreras donde estuve 13 meses; luego fui a Fuenmayor donde estuve 3 años» y «fui años profesor de Religión en los instituto s Elhúyar y Tomás Mingot», concluyó.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate