La Rioja

:: Marko Skrbic/fotolia
:: Marko Skrbic/fotolia

'Pelar' la piel, una buena idea antes del invierno

  • el especialista

  • El 'peeling' químico elimina las capas superiores dañadas para rejuvenecer la piel

Logroño. El 'peeling' o exfoliación química consiste en la destrucción de la epidermis y dermis papilar mediante la aplicación de una sustancia química con la finalidad de conseguir una nueva epidermis y dermis superficial de mejores cualidades cosméticas. El 'peeling' químico es un procedimiento de rejuvenecimiento de la piel con el fin de eliminar las capas superiores dañadas. Las capas de la piel reveladas tras realizar un 'peeling' químico son más nuevas y por tanto más suaves y jóvenes.

El 'peeling' químico es una técnica terapéutica tópica con más de 100 años de historia y que, sin embargo, sigue estando de máxima vigencia en la actualidad. El producto final será el rejuvenecimiento de la piel y la desaparición de lesiones preexistentes como manchas, queratosis solares, arrugas y cicatrices.

Desde la antigüedad la especie humana ha buscado incesantemente cualquier método que hiciera reversible el progresivo e inexorable deterioro del aspecto estético corporal, en particular de la cara. El papiro de Ebers describió hace más de 3.500 años con todo lujo de detalles prescripciones dermatológicas para aplicar sustancias químicas que rejuvenecieran a la persona. La primera publicación médica de estas sustancias con fines terapéuticos apareció en 1941, cuando Ellwer y Wolff emplearon un procedimiento que ellos llamaron «'peeling' cutáneo y cicatrización» para el tratamiento de pigmentaciones faciales y cicatrices deprimidas; estos autores enumeraron diversas sustancias que podían conseguirlo, y destacaron claramente la peligrosidad de algunas, en particular del fenol. No obstante Mackee y Karp afirmaron haber usado una técnica similar en 1903, pero no fue hecha pública su experiencia hasta 1952. Las grandes guerras detuvieron el desarrollo de estas técnicas cosméticas durante los años cuarenta y cincuenta.

A partir de los años sesenta y setenta, la fórmula del 'peeling' de fenol fue mejorada y sus riesgos disminuidos, pero fue introducido y con mucha fuerza el 'peeling' de ácido tricloroacético. Desde entonces hasta la actualidad este es el tipo de 'peeling' químico más usado, en mi opinión, por los dermatólogos, y es una técnica de rejuvenecimiento facial que sigue de tremenda actualidad.

Existen diversas sustancias que pueden ser utilizadas. La elección será cuidadosamente valorada por su dermatólogo, según el tipo de patología a tratar, fototipo, edad, y resultados que se desean obtener. Los tratamientos serán siempre personalizados.

Tipos de 'peeling'

Existen varios tipos de 'peeling'. El 'peeling' químico superficial que se realiza sobre todo con alfahidroxiacidos, salicílico, retinoico, etc. El 'peeling' químico medio que se realiza con ácido tricloroacético a más concentración que el superficial: y el 'peeling' químico profundo que se realiza con fenol y que precisa quirófano. En mi opinión, es preferible someterse a varios 'peeling' superficiales o medios que a uno profundo.

El 'peeling' químico medio con AHA puede ser empleado tanto para el tratamiento terapéutico de problemas dermatológicos como cicatrices post-acné, arrugas faciales, hiperpigmentaciones, etc.

El 'peeling' químico, como cualquier técnica médica (dermatológica), no está exenta de riesgos. Es importante que se conozca bien la técnica y se tenga una amplia experiencia. Es importante explicar al paciente el 'post-peeling' e indicarle los cuidados que deben seguir de forma estricta y meticulosa. Los días posteriores la piel se mostrará enrojecida, irritada, tirante, descamada, etc. Este efecto secundario irá cediendo en unos siete días, aunque a veces puede persistir más. El o la paciente no se puede exponer al sol, y el dermatólogo le indicará las cremas que se debe aplicar y cómo.

Yo aconsejo que el 'peeling' se realice en la consulta de un dermatólogo, ya que podemos aportar nuestra experiencia y aportar al paciente la tranquilidad de que cualquier complicación inesperada sea resuelta de la mejor forma, de manera que el resultado final sea el deseado.

Transcurridas de 6 a 8 semanas puede repetirse el 'peeling'. Su número dependerá de para qué se realiza, si es con un fin de dermatología estética, por ejemplo para rejuvenecimiento facial o para un proceso dermatológico como por ejemplo el tratamiento de cicatrices postacné o un melasma.

El 'peeling' químico no es una técnica dermatológica exclusiva de la mujer, cada vez son más los hombres que acuden a nuestras consultas para que le realicemos estas técnicas.

Los 'peeling' químicos no son dolorosos. Dependiendo de la sensibilidad del paciente, de la zona tratada, de la sustancia que se utilice, de la concentración, etc., se puede notar escozor y quemazón ligero durante la aplicación de la sustancia, que una vez neutralizada estas sensaciones desaparecen. El paciente puede continuar con su vida habitual, sin exponerse al sol. Es un procedimiento económico, no precisa anestesia, es indoloro y eficaz.