La Rioja

La noche de los paraguas largos

Carlos Martínez Armas, Mavi Raimondi Villamayor y Jesús Esteban Insa. :: juan marín
Carlos Martínez Armas, Mavi Raimondi Villamayor y Jesús Esteban Insa. :: juan marín
  • El escritor logroñés Julio Armas presenta su nuevo libro, 'Cuentos dedicados', en una lluviosa tarde de otoño

Se acercaban las 20 horas y cayó un auténtico chaparrón sobre Logroño el pasado jueves, justo cuando Julio Armas tenía programado presentar su nuevo libro, 'Cuentos dedicados' (Siníndice, 2016). El adverso clima convirtió la asistencia al acto literario en una cuestión de fe, casi en una heroicidad, en una noche -por fortuna- no de cuchillos sino de paraguas largos. Los dos paragüeros del Centro Cultural Ibercaja de Logroño que dispuso su responsable, Mayte Ciriza, se llenaron dando cobijo a las armas del público de Armas para guarecerse del agua. Portando un práctico paraguas plegable acudió Arsenio Ruiz Íñiguez, acompañado de Rafael Retes García. Pilar Aguirrebeña, en cambio, portaba un paraguas de lunares y asistió en compañía de Rodolfo Cámara.

Judith Arteaga se ocupó de la venta de los libros mientras que los sobrinos del autor Quique, Carlos y Jorge Martínez Armas hablaban con Ignacio Lasheras minutos antes de que comenzara la presentación del libro. No fueron los únicos familiares, también acudió, entre otros, la hermana del autor y madre de sus sobrinos Maite Armas, así como la nuera de ésta, y esposa de Quique, Carlota Garrido. De los primeros en llegar fue el crítico taurino Pedro M.ª Azofra, quien también hablaba con su esposa y su hija, respectivamente: Carmen García y Yerma Azofra. Dentro de la sala ya esperaban tres habituales de los actos culturales logroñeses: por una parte, la casi nonagenaria Blanca Ezquerro, acompañada de la ucraniana Oksana Bors, por otra, el Socio de Número por Mérito Propio del Ateneo Riojano Luis Ruiz Dueñas; y, al fondo, Teobaldo González.

En primera fila se situaron las autoridades: el diputado del Congreso Emilio del Río, «recién llegado de Madrid», la concejal de Cultura del Ayuntamiento de Logroño Pilar Montes y la esposa de Julio Armas, Virginia Hierro. También acudió, aunque a última hora, nada más aterrizar de Bruselas, la alcaldesa de Logroño, Cuca Gamarra. El concejal regionalista Rubén Antoñanzas pasó igualmente por allí. Ya sin cargo pero con autoridad en su día acudieron el que fue primer presidente del Gobierno de La Rioja, Luis Javier Rodríguez Moroy, junto a su esposa, Carolina Porcel; y la exconcejal del Ayuntamiento de Logroño Concha Arribas.

Cabe destacar la presencia del matrimonio formado por el biznieto del fundador de este rotativo, Luis Miguel Martínez Zaporta, y M.ª Luz Aréchaga. Otros matrimonios presentes fueron los de Jesús Esteban y Mabel Nieves Raimondi Villamayor y, por otra parte, el de Alfredo Madrigal Llorente e Isabel Matute Yangüela. El pintor calagurritano Luis Xubero, Galardón a las Bellas Artes de La Rioja 2005, asistió junto a su hijo Miguel García Armentia, también artista. Otro artista, pero del anecdotario local, es el colaborador de Diario LA RIOJA Eduardo Gómez, que allí se presentó en solitario.

Diego Iturriaga, editor de Siníndice, dio la bienvenida al público e informó de que 'Cuentos dedicados' es el cuarto libro que publica a Julio Armas, con quien mantiene «un ritmo de un libro cada doce meses, y amenazamos con más». Además, esta publicación, con sus diecinueve relatos, supone el título número 125 de la editorial Siníndice. «Más allá de los lazos familiares, lo que voy a decir es por mérito propio», advirtió el director gerente de TVR, Quique Martínez Armas, quien ejerció de presentador, citó a Vetusta Morla, Bob Dylan. y describió a Julio Armas, su tío, como «un escritor inagotable, fecundo».

Atendieron Quili García Sobrón y Beatriz García-Calvo, quienes asistieron juntas y elegantes, igual que Carmen y Alicia Jiménez, llegando al mismo tiempo que Pedro Pablo Matute. Con gabardina y paraguas acudió Miguel Ángel Rodríguez, después se presentaron el vecino del autor Emilio Reina, ejemplar en mano, y Carmelo Irazola.