La Rioja

Siguen ingresadas once personas en Murcia por una infección bacteriana

El Servicio Murciano de Salud (SMS), dependiente de la Consejería de Sanidad, confía en que los análisis moleculares de la bacteria detectada en la UCI del hospital Virgen de la Arrixaca, y que afecta a once pacientes, clarifiquen la tipología del brote. El gerente del SMS, Francisco Agulló, asistió ayer una reunión con el equipo que desarrolla el protocolo de vigilancia y prevención de infecciones nosocomiales.

Los facultativos detallaron que en junio se registraron cuatro casos; en julio, cinco; en agosto, siete; y en septiembre, seis, lo que elevarían a 22 el número de pacientes «colonizados» por el acinetobacter. De todos estos, once permanecen ingresados en el hospital, de los cuales nueve están en UCI y dos ingresados en planta. Asimismo, confirmaron que en los meses anteriores la estadística del número de casos positivos a acinetobacter se mantuvo en los parámetros habituales para cualquier centro hospitalario y remarcaron que «la acumulación de casos y la sospecha de cambio de cepa que se produjo en junio/julio indujo a extremar las medidas de vigilancia y control».

Además, Agulló insistió en que «el tipaje molecular de la cepa de la bacteria responsable de la colonización es la clave para determinar el alcance del brote y su evolución».