Que sigan descansando en paz

El cementerio de Margubete, durante la pasada festividad de Todos los Santos. :: albo/
El cementerio de Margubete, durante la pasada festividad de Todos los Santos. :: albo

La parroquia cree que pasará mucho tiempo hasta que se cierre el cementerio de Margubete

Javier Albo
JAVIER ALBOSanto Domingo

La desaparición del cementerio capitular de Margubete es uno de esos temas que surge cada tantos años -generalmente periodos largos- para que, después, no pase nada. Algo parecido a la peatonalización del Casco Histórico, pero con mayor cadencia. Ahora, el futuro del camposanto ha vuelto a aflorar por parte de la parroquia, si bien solo para confirmar que no hay planes a la vista y que, por tanto, procede seguir ocupándose del cuidado del cementerio; que los difuntos en él enterrados van a poder seguir descansando en paz, y -en definitiva, que sus familiares se rasquen el bolsillo para que el lugar ofrezca buena imagen.

Todo ello, sin ocultar la parroquia lo «limitado» del tiempo de las instalaciones. «Muchas son las personas que preguntan: ¿cuándo se va a cerrar el cementerio?», indicaba en un reciente boletín, a lo que la propia parroquia respondía que «hoy por hoy no se va a cerrar y, tal como se ve el panorama, todavía son un buen puñado de años los que permanecerá en pie. Por tanto, debemos cuidarlo y cuidar de nuestros difuntos».

La desaparición del cementerio está contemplada en el Plan General Municipal, dentro del desarrollo del sector 12, en el que se le destina un futuro como zona verde. De hecho, las instalaciones, antaño a las afueras de la localidad, se han visto rodeadas en los últimos años por numerosas edificaciones, que solo la crisis económica y su especial afección al ladrillo evitaron que fuera a más y, con ello, una mayor 'presión' sobre este espacio sagrado, cuya desaparición acarrearía tramitaciones complejas y sensibilidades varias.

El caso es que el cementerio sigue y la parroquia, que alude al «gran esfuerzo económico» que le supone mantenerlo «digno», insta a quienes tienen a sus difuntos en él a que colaboren en su mantenimiento. El próximo año quiere realizar obras en la fachada principal, «pues tiene aspecto de abandono», dice.

En el año 2004, el Pleno rechazó una moción del PP para que cesaran los enterramientos en él, a raíz de uno que tuvo lugar entonces, el último, lo cual impedía clausurarlo hasta que transcurrieran diez años, tiempo que ya ha pasado.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos