Un premio por valiente

La Delegación reconoce con un premio a Ángel Aranzubía, el joven najerino que acabó en el hospital por defender a una menor agredida el año pasado

LA RIOJALogroño

La Delegación del Gobierno en La Rioja ha entregado hoy uno de los "VI Reconocimientos contra la violencia machista Meninas 2017" a Ángel Aranzúbía, un najerino que, en 2016, se enfrentó a un chico que estaba agrediendo a su novia menor de edad en la calle y recibió un puñetazo del agresor.

El presidente del Gobierno riojano, José Ignacio Ceniceros; el delegado del Gobierno en La Rioja, Alberto Bretón; y los tres premiados; Aranzúbia; el consejero delegado de Deportes Ferrer, Pedro Ferrer; y la titular de la Fiscalía de Violencia de Género, María Teresa Coarasa, han participado en un encuentro con los periodistas previo a la entrega de estos galardones en Logroño, según informa la agencia Efe.

En el archivo

Ceniceros ha mostrado su "admiración, gratitud y reconocimiento" a los tres galardonados con estas "Meninas", que buscan visibilizar el trabajo de profesionales jurídicos, policiales e institucionales y del conjunto de la ciudadanía para conseguir una sociedad libre de violencia.

Ha indicado que la "lacra" de la violencia de género "afecta a toda la sociedad", por lo que es necesario el compromiso con esta "lucha", ya que la responsabilidad es de todos.

El presidente ha recordado que Aranzubía era una persona "anónima" que "dio la cara en un momento importante para una mujer que estaba sufriendo".

"Hay que decirles muy claro a estas mujeres que están sufriendo esta lacra que no están solas, que hay salida y que estamos todos detrás para apoyarles", ha subrayado.

Ha detallado que Deportes Ferrer recibe su premio en la categoría de ciudadanía por su responsabilidad social corporativa; mientras que Aranzubía lo hace, en esta misma categoría, por su actuación "ejemplar"; y la Fiscalía de Violencia de Género, en la de Institución, por su lucha contra los delitos.

Sensaciones de "emoción"

Aranzubía ha indicado que este reconocimiento le despierta "sensaciones especiales de emoción", aunque considera que lo que hizo él "lo haría cualquiera".

Ha señalado que este reconocimiento lo comparte con su familia y, de forma especial, con su mujer, que es "la que sufrió los días y noches" cuando tuvo que ser hospitalizado por la peritonitis aguda que le ocasionó el puñetazo.

Por su parte, Coarasa ha señalado que este premio supone "una fuerza para seguir adelante y un agradecimiento tremendo"; y ha indicado que, aunque ella recoge este galardón, también es para todos sus compañeros.

Ferrer ha destacado que desde su empresa se seguirá ayudando "los años que hagan falta" en esta buena causa para, "tarde o temprano, erradicar esta gran lacra" que se vive a diario.

Durante la ceremonia de entrega de premios, se ha proyectado el proyecto audiovisual "Caperucita Roja, KAPERU", realizado por los alumnos del colegio Rey Pastor de Logroño, que fue galardonado con el primer premio de la primera edición del concurso regional de cortometrajes contra la violencia de género "Corta con la violencia. Únete a nuestra Red".

Además, el grupo riojano de teatro "Escenario Vacío" ha representado una obra inspirada en su propio libro, "13 en Raya", que habla sobre la juventud como etapa de la vida y con el que obtuvo la "Beca Proyecta 2016" y el "Premio Buero Vallejo de Teatro Joven 2017".

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos