La Agrupación Musical deberá cumplir la normativa para recibir subvención

El salón de actos de Nájeraforum se llenó para la charla. :: F. D./
El salón de actos de Nájeraforum se llenó para la charla. :: F. D.

El director señaló que, de acuerdo con el resto de los músicos, «no se pueden asumir los modelos de gestión que se han planteado»

F. DOMÍNGUEZ

El equipo de gobierno del Ayuntamiento de Nájera convocó ayer a los vecinos a una reunión en el Nájeraforun, para explicar la situación actual de la relación entre el Consistorio y la Agrupación Musical Najerense. Según comenzó explicando el alcalde, Jonás Olarte, «todas las subvenciones que se den tienen que estar justificadas mediante facturas y, desde el cambio de la ley en 2015, además se deben aportar los certificados de estar al corriente de pago con Seguridad Social y Hacienda».

Como quiera que «la Agrupación no genera facturas para cubrir esa cantidad, desde Intervención municipal se planteó cambiar el sistema de ayuda y realizar un contrato de servicios con la misma para que facture sus actuaciones». Tras varias reuniones se acordó la firma de dicho contrato, con un artículo en el que la Agrupación se comprometía a ir regularizando su situación, «ya que lo que reciben del Ayuntamiento ellos lo distribuyen como dietas entre los miembros, pero no están regularizadas», indicó.

«El Ayuntamiento no puede permitir que ninguna de las ayudas que se dan, no estén justificadas debidamente, porque es dinero de todos», ya que, según se explicó en el transcurso de la charla, si no lo hiciera, el interventor emitiría una nota de reparo que debería de levantar el alcalde o el pleno, y que el Tribunal de Cuentas debería dar el visto bueno, en caso contrario, se responsabilizaría a quienes levantaron el reparo, pudiendo exigirles el pago de la cantidad e incluso acusarles de malversación de fondos públicos.

En la charla quedó patente que la Agrupación «tiene todo el apoyo del Ayuntamiento», pero reiterando que «para poder hacer efectivas las subvenciones, tienen que regularizar su situación y atenerse a lo establecido en la legislación vigente de Hacienda». Para ello, se les han planteado tres opciones: «que una persona, como autónoma, facture al Ayuntamiento y que después haga los contratos a cada miembro de la Agrupación; hacer contratos menores de 600 euros por determinadas actuaciones; y, como tiene que declarar el impuesto de sociedades, el Ayuntamiento está dispuesto a aumentar la subvención para que se regularicen y hagan frente a sus obligaciones con Hacienda».

El director de la Agrupación, Ismael Peñaranda, tras dar cuenta de los numerosos actos que realizan con cargo a la subvención anual, puntualizó que en el grupo hay funcionarios, jubilados, parados, trabajadores y menores, por lo que aseguró que, de acuerdo a lo tratado en el grupo, «estos modelos de gestión no los podemos asumir».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos