Los irreductibles de Villarroya

El municipio más pequeño de España se resiste a morir. «Nos libramos de la desaparición cuando encontramos agua»