Una Ronda Clásica con mucho viento

 ::
:: / Cristina Valderrama

La VII edición contó con la primera participación de la Coral Polifónica de Haro y estrenó la plaza del Feo

C. VALDERRAMAHaro

Mucho viento hubo en la séptima edición de la Ronda Clásica. Y no sólo en los instrumentos. El aire es un habitual en un evento que lleva la música por diferentes rincones de Haro y pone a prueba atriles y partituras. Pero los músicos y el público aguantan en una cita popular en Haro que combina música y patrimonio.

Este año, la Coral Polifónica de Haro era la encargada de inaugurar el paseo musical. Y la agrupación se estrenó en este evento con mucho ritmo. En los Jardines de la Vega mostraron un repertorio con temas zulús como 'Siyahamba' o clásicos como 'Solamente una vez'. Media hora de actuación para que el público pudiera desplazarse hasta el palacio de las Bezaras.

Y allí aguardaban Licorice Sticks Quartet que repetían participación y escenario. En los cuatro clarinetes sonaron temas de Sinatra, Gardel o Santiago Lope ante el público que se repartió por la plaza.

El público respondió de nuevo a una iniciativa que combina la música y el patrimonio de Haro

Junto a la escultura de la Batalla del Vino aguardaba el Dúo Moquet, de flauta y piano. Y hasta allí se trasladó la gente, apresurando el paso. 'Aria Antigua', de Rodrigo, o ' Siciliana', de Faure, sonaron ante el público que iba a la Ronda y ante el que se la encontraba de casualidad.

Y de allí a José Ruiz Extremiana 'El Feo', nueva plaza que se estrenaba en este recorrido. El cuarteto de cuerda 'Malvasía' interpretó temas de Piazzola o Albéniz. La parroquia de Santo Tomás, un año más, cerró esta edición con un concierto conjunto de las cuatro formaciones.

Fotos

Vídeos