El Mazo prepara la nueva temporada

Las piscinas climatizadas de El Mazo permanecen cerradas con motivo de una 'parada técnica' y mientras se repara el tejado / Diego Marín A.

El Ayuntamiento repara la cubierta de las piscinas climatizadas y crea más pistas de pádel

Diego Marín A.
DIEGO MARÍN A.Logroño

Abren las piscinas de verano en El Ferial y cierran las de invierno en El Mazo. Las instalaciones deportivas (estadio, pistas de pádel y piscinas) permanecen estos días cerradas al público para realizar en ellas reparaciones con el fin de su puesta a apunto para la nueva temporada. El Ayuntamiento de Haro ha anunciado una «parada técnica» de la piscina climatizada hasta el lunes 17 de julio. El cierre se produce una vez al año para limpiar el vaso de la piscina, acondicionar las instalaciones y realizar las reparaciones necesarias. Pero este año, además, se aprovecha la parada para realizar los trabajos de reparación de la cubierta.

El vendaval que azotó a buena parte de La Rioja, pero a Haro en particular, en febrero del 2016 provocó graves desperfectos en el tejado de las piscinas de El Mazo. Para poder mantener la instalación abierta el Consistorio harense tapó la zona donde se había desprendido la cubierta primero con una lona y, después, con unas placas provisionales. Aquella reparación eventual costó, aproximadamente, 20.000 euros.

Después llegó la negociación con el seguro y la estimación de la reparación por el arquitecto municipal en unos 200.000 euros. El complejo sistema con el que cuenta la piscina en su cubierta, con tuberías que calientan el agua mediante paneles solares, incrementó el coste total de la reparación hasta los 430.832,48 euros (IVA incluido), valor por el que se adjudicó la obra el pasado 27 de febrero a la empresa de Haro Evalarra. La oferta de la empresa local se estimó, según el informe de la junta de gobierno local, por demostrar «un estudio concienzudo de la obra a realizar», además de aportar la posibilidad de añadir mejoras valoradas en 24.429,04 euros.

Los trabajos continuarán después del día 17, aunque entonces serán «labores de entidad menor»

Del total, el Ayuntamiento de Haro acordó con la aseguradora abonar unos 90.000 euros. Y para acometer la obra se aprovecha esta época, doce días en los que se produce la parada técnica y se puede trabajar sin peligro ya que la instalación no cuenta con usuarios. Evalarra ha iniciado el trabajo para reparar la cubierta, que «presenta filtraciones desde las fuertes tormentas del mes de agosto de 2016».

«En el marco de estos trabajos se repondrán los elementos constructivos afectados por el fuerte viento, se repararán las cubiertas en mal estado y se repondrán las placas solares dañadas», explica el Ayuntamiento. No obstante, los trabajos continuarán después del día 17, aunque entonces las obras serán «labores de entidad menor».

Más

Fotos

Vídeos