Haro arreglará cuatro caminos rurales en abril con una partida de 130.000 euros

Una de las zonas a renovar dentro del proyecto. :: j. l./
Una de las zonas a renovar dentro del proyecto. :: j. l.

Es la primera vez que los afectados han sido informados del proyecto durante su redacción

Jöel López
JÖEL LÓPEZ

El Ayuntamiento de Haro comenzará en abril las obras de acondicionamiento de cuatro caminos rurales con una inversión de 130.000 euros. Esta actuación es la prevista por la Concejalía de Agricultura, Ganadería y Medio Ambiente en este ámbito para todo el 2018.

Los caminos sobre los que se va a actuar son los conocidos como Cascajos, Santa Águeda, Gurrindo y Sendero del Rey. Se contempla la construcción o limpieza de cunetas, la mejora de anchuras y adecuación de rampas de acceso a las fincas colindantes, entre otras labores.

Durante la redacción del proyecto, asegura el concejal responsable, Ángel Conde, que «se informó a los propietarios afectados sobre las actuaciones que se iban a hacer». Reconoce que la experiencia «fue buena, aunque no todos lo entendieron».

Una de las principales preocupaciones de los afectados es la realización de caminos de acceso a cada una de las fincas, algo que ya está contemplado en el proyecto.

Dicha actuación cuenta, además de la partida que sale de los presupuestos del Consistorio, con que cada propietario, en función del tamaño de la finca, deberá abonar el 33% vía una contribución especial.

Las obras, que incluyen los cuatro caminos, se ejecutarán de manera consecutiva hasta concluir todas las acciones de acondicionamiento previstas.

En estos momentos, el proyecto se encuentra en fase de información pública. Una vez resueltas las alegaciones y sugerencias que se pudieran presentar, se sacará a concurso. Este proceso durará 45 días.

Conde afirma que en el 2017 se destinaron 100.000 euros que se han ejecutado, y en el 2016, otros 60.000 euros que también se invirtieron en caminos rurales. Aunque ya no hay ninguna actuación prevista más allá de estos cuatro caminos, el departamento cuenta con un remanente por si fuese necesario añadirlo al proyecto actual o bien para sumarlo a la partida del próximo año.

Para el concejal, se trata de cantidades más pequeñas pero que «se acaban ejecutando en proyectos concretos que redundan en la mejora de caminos rurales».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos