CSIF exige «más personal» para el centro de salud de Haro durante el verano

Fachada del centro de salud de Haro. :: j.l./
Fachada del centro de salud de Haro. :: j.l.

El director de Salud, José Miguel Acitores, no ve una «demanda especial» pero promete «agotar» todas las vías de diálogo

J. LÓPEZ

La Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSIF) exige en un comunicado «más personal para el centro de salud de Haro». Según el sindicato, este centro «sufre una excesiva carga de trabajo durante el período estival» por causa de las vacaciones del personal y por el gran aumento de población en La Rioja Alta durante el verano. La plantilla del centro de salud jarrero protagonizó el martes una protesta para denunciar su situación.

El director de Salud del Gobierno de La Rioja, José Miguel Acitores se ha mostrado «sorprendido» por esta actitud de los trabajadores «sin haber agotado todas las vías de comunicación». Y añade: «Me hubiera gustado saber el problema antes».

Para el colectivo sindical la solución que plantea el Gobierno riojano para Haro, es «no sustituir ninguna consulta, lo que implica que los profesionales que puedan disfrutar de sus días de vacaciones dejarán su carga de trabajo a los que se queden».

Acitores cree que, con los datos disponibles, «Haro no presenta ninguna demanda especial» al de otros centros de la zona. El director explica que no parece haber una mayor necesidad de personal «si la plantilla que se va de vacaciones nunca pasa del 33%».

Además, insiste en el argumento de que «la bolsa de empleo de médicos ya no es tan abundante como en otras épocas».

Aun así, reconoce estar «dispuesto» a buscar soluciones conjuntas para «garantizar» el servicio médico durante el verano y «repartir» los esfuerzos.

Precisamente, CSIF ya ha instado a la Administración regional para que «dialogue» con estos profesionales, que son «los que realmente conocen la situación» con el convencimiento de que «se pueden encontrar soluciones».

Acitores ha asegurado que ayer celebró una reunión, que ya estaba concertada previamente, con los coordinadores de las diferentes zonas de salud para buscar las mejores soluciones ante esta eventual «situación de carencia de personal». Ha insistido en que «hay que partir de los datos, no de las sensaciones».

Ante esta situación que se repite cada año, CSIF afirma que los profesionales jarreros muestran su gran preocupación y «temen que la falta de personal pueda originar largas esperas de los pacientes». Advierten, también, de que «pueda resentirse la calidad de la atención a los usuarios».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos