La Rioja

Olarte acusa al gobierno de Haro de «atribuirse hechos que no le pertenecen»

  • El PP solicitó un Pleno extraordinario para escuchar un balance que la coalición calificó como «notable» y que «se tiene que hacer en la calle»

Diferentes puntos de vista se extraen del Pleno extraordinario que se celebró ayer en el Ayuntamiento de Haro a instancias del Grupo Municipal Popular. El partido en la oposición ejerció su derecho de solicitar un pleno para pedir al equipo de gobierno un balance de su legislatura y cada una de las partes tuvo su versión en el ecuador de un mandato de gobierno en coalición entre PSOE, Ganemos Haro y Partido Riojano.

Desde el PSOE, Manuel Gasalla calificó el balance de «notable y de una gestión correcta» mientras que Javier Redondo, de Ganemos, defendió que «nuestro balance se tiene que hacer en la calle». Leopoldo García, del PR+, rehusó hablar en el primer turno de palabra.

Alberto Olarte, por parte del Partido Popular, se mostró extrañado por la actitud del 'tripartito' y les sugirió que «lo lógico es que hubieran convocado el debate». El equipo de gobierno sí celebró un acto público la pasada semana para rendir cuentas con ausencia de los concejales de la oposición. Olarte, haciendo referencia a ese encuentro, aseguró que «evidencian que no tienen un modelo de ciudad para Haro y que los méritos que se atribuyen no les pertenecen» en alusiones al María Díaz o la ampliación del instituto.

Así, enumeró los incumplimientos, las improvisaciones y engaños, las verdades y el olvido, según calificó los cuatro apartados en los que resumió su intervención el portavoz popular. Como «actuaciones que dijeron que harían y no han hecho» enumeró la ventanilla única, puestos de trabajo en enoturismo, el centro de día, la recuperación del espíritu de la Enológica o un aparcamiento central y gratuito, entre otras muchas.

En «lo que no dijeron que harían y sí han hecho» recordó los sueldos de los dos tenientes de alcalde y la alcaldesa, el gabinete de prensa, la compra de bicis, las obras del Barquito, el parque canino, los aparcamientos marcha atrás o el estudio histórico de Haro.

Como hechos reales, Olarte aseguró que «han condenado a esta ciudad a un parón de cuatro años». Sólo citó el vivero de empresas y sí cuestiones que han planteado como la ampliación del servicio de pediatría o el paseo en la carretera de Zarratón «que no se han hecho».

Olarte completó su turno con las iniciativas «que han dejado de hacer» como el derribo del Silo o la calle de Sánchez del Río. El portavoz popular aseguró que «no han pedido la ampliación del Torreón ni la pasarela en el barrio de la Estación, un pabellón multiusos o las aceras en Ingenieros del MOPU o la carretera de Casalarreina», entre otras cosas.

Laura Rivado como alcaldesa de Haro y Leopoldo García le rebatieron algunos de esos puntos como el relativo al María Díaz, en el que «faltaba la servidumbre de paso» y otros trámites o la ampliación del Torreón «que sí se ha pedido». Y le recordó que la reducción de deuda se ha hecho «porque lo pide la ley» o que «el aparcamiento en el centro se ha intentado y se seguirá intentando».

Redondo, por su parte, apuntó que «dos años dan para lo que dan» y les recriminó que «están pidiendo hacer cosas en 2 años que ustedes no han hecho en 27. Olarte le respondió que «no tienes ni idea de lo que Patricio Capellán ha hecho en 27 años y no le llegas ni a la suela del zapato».

Recuperar solares en el casco histórico, las obras en el Frontón, las OCAS a los contadores de la luz fueron algunas de las actuaciones enumeradas por Redondo. Leopoldo García sumó la regulación de la «declaración responsable» mientras que Gasalla, que también les acusó de pedir en dos años lo que no han hecho ellos antes, recordó las pistas de pádel y crossfit, la mejora del gimnasio o completar la canalización que comenzó el PP, entre otras.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate