Fiestas en el barrio... como las de antes

Chocolate. A primera hora de la mañana./
Chocolate. A primera hora de la mañana.

La asociación de Vecinos del Casco Antiguo homenajeó a Jesús Adán, 'El Foro', por su dedicación para mejorar el Casco Antiguo

María Félez
MARÍA FÉLEZCalahorra

Ayer fue día de escuchar anécdotas. Ayer fue día de celebrar que un buen día un grupo de amigos, vecinos del Casco Antiguo, decidieron trabajar a fondo por su barrio, por crear una asociación y que ésta tuviese su sede. Ayer fue día de hablar de cuando se engrasaba un cochinillo para echarlo por el Planillo, de los carnavales vestidos de viudas alegres con foto incluida en el escaparate del Ferrer o de esa vez que se cayó uno de los muros de la sede de la asociación cuando estaban construyendo la casa.

Y es que ayer, la Asociación de Vecinos del Casco Antiguo de Calahorra tuvo la buena idea de homenajear a Jesús Adán, El Foro, uno de los que formaron esa cuadrilla gracias a la que hoy el barrio es un poco mejor que antaño.

La mañana comenzó a eso de las nueve con el tradicional reparto de chocolate y después, a las once, todo el mundo se vistió con sus mejores galas para acudir a la misa en San Andrés. Allí junto al presidente de la asociación, Mario Herreros, y la edil del barrio, Mónica Arcéiz, ya estaba Jesús, orgulloso de ser el protagonista de la fiesta pero sin saber aún lo que le esperaba.

Tras la procesión y los bailes de rigor del grupo de danzas, todos se trasladaron a la sede de la asociación donde se le rindió un sencillo pero muy emotivo homenaje. Por primera vez, Jesús se quedó sin palabras. Con sólo un gracias bastó. Luego llegaron los cánticos y las anécdotas. Tal y como era antaño, como ha sido siempre.

Fotos

Vídeos