Calahorra destinó el pasado año 112.405 euros a ayudas de emergencia social

Mª José Torrecilla, ayer, en el centro de Servicios Sociales de Calahorra. :: i. álvarez. /
Mª José Torrecilla, ayer, en el centro de Servicios Sociales de Calahorra. :: i. álvarez.

De los 3.604 beneficiarios de las prestaciones, la mayoría son familias españolas seguidas de las árabes

M. Isabel Martínez
M. ISABEL MARTÍNEZLogroño

El perfil de los demandantes de las ayudas de emergencia social del Ayuntamiento de Calahorra corresponde a ciudadanos españoles seguidos de familias de origen árabe, que acuden al centro de Servicios Sociales de la localidad para cubrir principalmente sus necesidades básicas de alimentación y de alojamiento. Así se desprende de los datos de la memoria del 2017 del programa municipal de ayudas de emergencia, que el pasado año tramitó 4.103 subsidios para 3.604 beneficiarios.

En total se destinaron 112.405 euros a estas prestaciones, a través de las cuales se asiste a familias y personas con problemas económicos para garantizar su alimentación, alojamiento, gastos de farmacia y el pago de las facturas de gas y electricidad. «Todas las personas que solicitaron este tipo de ayudas se beneficiaron de una prestación económica», subrayó ayer la edil de Servicios Sociales, Mª José Torrecilla, durante la presentación de la memoria.

De los 112.405 euros gastados en ayudas de emergencia, la partida más cuantiosa fue para alimentación con 62.454 euros. De otro lado, entre los principales beneficiarios de las ayudas se encuentran familias españolas y árabes. De esta manera, por ejemplo, los subsidios para necesidades alimenticias, de las que se beneficiaron 156 grupos familiares, se repartieron entre 101 familias españolas (64,74%); 46 árabes (29,48%); 6 latinoamericanas (3,84%) y 3 de otras nacionalidades (1,92%). En el caso de las ayudas de pobreza energética (un total de 34), se repartieron entre 22 familias españolas, 7 árabes y 5 de otros países.

Más

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos