Alrededor de 1.100 personas participaron en los actos del Carnaval calagurritano

I. Á. CALAHORRA.

«Han sido unos carnavales espectaculares y extraordinarios, participativos y con disfraces sorprendentes y muy trabajados». Así resumió ayer el concejal de Festejos, Óscar Eguizábal, la celebración del Carnaval en Calahorra, en el que participaron un total de 1.098 personas a través de sus diferentes concursos.

Según los datos facilitados por la Concejalía de Festejos, el concurso infantil de disfraces fue el más numeroso con un total de 537 niños disfrazados. Por otra parte, en la categoría de adultos se inscribieron 413 personas y el Carnaval de papel contó con 148 concursantes. Este último certamen, único en La Rioja, «se está convirtiendo en un referente», subrayó Eguizábal.

El concejal de Festejos calificó además de «extraordinaria» la organización de esta fiesta que el Ayuntamiento de Calahorra ha preparado este año «en solitario». «Entre todos hemos conseguido mejorar el Carnaval calagurritano», puso de manifiesto Óscar Eguizábal.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos