La Rioja

El acceso al 'Recuenco' depende de doce procesos judiciales de expropiación

Uno de los viales del polígono del Recuenco finalizado en 2011. ::
Uno de los viales del polígono del Recuenco finalizado en 2011. :: / Isabel Álvarez
  • En respuesta a una pregunta de Luena en el Congreso, el Gobierno de España dice que el enlace se ejecutará en dos fases

Hasta que no se resuelva el proceso judicial que se mantiene con los titulares expropiados del proyecto originario para el enlace desde la N-232 al polígono del Recuenco, la entidad pública empresarial de suelo Sepes no podrá ejecutar estas obras. Así se desprende de las explicaciones que el Gobierno de España ha ofrecido al diputado César Luena en contestación a una pregunta que formuló el socialista a la mesa del Congreso de los Diputados sobre el nivel de ejecución de la partida (6.476.000 euros) que en el 2016 se consignó a Sepes para la apertura del acceso al parque empresarial del Recuenco.

«La disponibilidad del suelo necesario para la ejecución de las obras de acceso dependerá del resultado de los contenciosos interpuestos, que se encuentran en fases procedimentales distintas», se señala en la respuesta redactada por el Ejecutivo nacional. Es «por ello» por lo que «no ha sido posible ejecutar las cantidades consignadas en los Presupuestos de la entidad pública empresarial de suelo», se argumenta en el texto.

En la actualidad, como consecuencia de una sentencia del Tribunal Superior de Justicia que declaró la nulidad del proyecto de urbanización originario (no se ajustaba a los requerimientos de Demarcación de Carreteras del Estado), existen doce procedimientos en curso instados por los titulares expropiados. Según informa el Gobierno de España, a través de estos procesos «se pretende o bien la restitución de las fincas expropiadas, o bien cuando no fuera posible la restitución in natura de las mismas, por encontrarse afectadas por las obras, la obtención de una indemnización sustitutoria».

Para la construcción del acceso Sepes ha redactado un nuevo proyecto, de acuerdo con los requerimientos de Demarcación de Carreteras que no se atendieron en un principio. La ejecución de este enlace contempla realizar una separata para su desarrollo en dos fases, con un coste de 1,05 millones de euros para la primera etapa y de 8,12 millones de euros para la segunda.

Para desarrollar este proyecto es necesario también, como explica el Gobierno de España, una segunda modificación puntual del Plan General Municipal, que en estos momentos se encuentra pendiente de su aprobación definitiva por el pleno del Ayuntamiento.

En este 2017 «se tiene previsto, una vez aprobada la indicada segunda modificación puntual del Plan General, redactar la separata del acceso, donde se incluirá la relación de bienes y derechos afectados», se avanza en la respuesta al socialista César Luena.

Hasta que todas estas cuestiones no se zanjen no se podrán, por tanto, comercializar las parcelas de este polígono, que ofrece un millón de metros cuadrados de suelo industrial.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate