La Rioja

El Ayuntamiento cerró el ejercicio presupuestario con un superávit de 3,2 millones

Luis Martínez-Portillo y Alberto Caro, ayer. :: i. á.
Luis Martínez-Portillo y Alberto Caro, ayer. :: i. á.

El Consistorio de Calahorra ha cerrado el ejercicio presupuestario del 2016 con un superávit de 3,2 millones de euros. «Somos un Ayuntamiento solvente y muy saneado financieramente, que cumple las reglas de estabilidad presupuestaria, de gasto y del nivel de deuda», destacó ayer el alcalde de la ciudad, Luis Martínez-Portillo, en una comparecencia en la que informó del resultado del balance presupuestario.

Como dato que corrobora esta afirmación, Martínez-Portillo señaló que las arcas municipales cuentan con un remanente de tesorería que alcanza los 6.931.707 euros, de los cuales 5,3 millones son fondos líquidos.

Otra cifra destacable es la deuda, que «se ha visto disminuida en el pasado ejercicio con una amortización de 1.378.477 euros, incluidas las devoluciones del fondo al Gobierno central», explicó el regidor. En este sentido, matizó que «todos los años tenemos que devolver al Ministerio de Hacienda la cantidad de 98.038 euros debido al anticipo por la participación de tributos que hizo hace años el Gobierno de España».

Por otro lado, según indicó el alcalde, el nivel de endeudamiento es del 32%, un 10 % inferior al del 2015, y que el grado de ejecución presupuestaria es del 79,27%. Luis Martínez-Portillo destacó, además, que el período medio de pago a proveedores es de 27 días, tres días menos de los exigidos por la ley.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate