Los Bomberos rescatan a una niña que había caído desde 10 metros en unos fardos de paja

CEIS RIOJA

La niña no sufrió heridas pese a la altura, y todo quedó en un susto.

D. M. A.

Una niña tuvo que ser rescatada ayer en Ochánduri después de caer de una altura de unos 10 metros al resbalar cuando jugaba con otros compañeros en un almacén de paja.

Al parecer, y según ha podido saber Diario LA RIOJA, la niña, de 10 años y residente en Santo Domingo de la Calzada, aunque sus padres son naturales del propio Ochánduri, estaba jugando junto a otros niños en un almacén de la calle Las Morenas del barrio de las bodegas, encaramándose a unos fardos de paja apilados, cuando resbaló y se precipitó desde una altura de 10 metros. Asustados por la caída, que se produjo sobre las 21 horas, los niños comunicaron lo ocurrido y el SOS Rioja 112 movilizó a los Bomberos del CEIS, la Guardia Civil y una ambulancia del Servicio Sanitario de Emergencias.

Según informó el SOS Rioja 112, «el peligroso juego» y un «error de cálculo» provocó la caída de la niña en un agujero de que cuya existencia parece que no se había percatado y del que «tuvo que ser rescatada con cuerdas por los bomberos». «Afortunadamente, y aunque la niña está siendo valorada para descartar cualquier tipo de lesión, no presentaba ningún daño aparente», añade el SOS Rioja 112. La niña fue valorada por los servicios sanitarios y no requirió traslado ni ingreso hospitalario, por lo que todo quedó «sólo en un susto, no ha pasado nada», informaron algunos vecinos de Ochánduri.

No obstante, los Bomberos del CEIS tuvieron que rescatar a otro niño desde lo alto de una pila de paja debido a que, «realizando el mismo salto, se había quedado allí aislado sin poder bajar».

Fotos

Vídeos