Descanso en las entrañas de Vico

La cripta y el columbario recibieron ayer la bendición. :: E.P./
La cripta y el columbario recibieron ayer la bendición. :: E.P.

El monasterio de Vico bendijo ayer su cripta, que guarda un columbario bajo el camarín de la patrona arnedana

E. PASCUAL

Cuando el conde de Nieva mandó construir en el siglo XVI la iglesia donde la leyenda cuenta que se apareció la Virgen al Kan de Vico, pidió acondicionar una cripta para ser allí enterrado. Pero el deseo que sus descendientes no concedieron pueden cumplirlo ahora quien desee reposar por siempre bajo el camarín de la patrona arnedana.

Los trabajos de recuperación de la ruina de la iglesia del monasterio de Vico dejaron un espacio único de silencio, recogimiento y encuentro. En la recuperación de la cripta, el proyecto impulsado desde la Asociación para el Desarrollo de La Rioja Suroriental reservó un espacio para un columbario. Las cenizas de un matrimonio arnedano ya reposan junto a su patrona.

Ante este espacio, la ruina de la iglesia acogió en el mediodía de ayer una eucaristía en la que intervino el Orfeón Arnedano Celso Díaz y que sirvió, a su finalización, para bendecir la cripta y el columbario, citas a las que acudieron muchos vecinos.

Además, la eucaristía estuvo dedicada al sacerdote e historiador arnedano Felipe Abad León, fallecido el pasado día 6, y que era un fiel devoto de la Virgen de Vico. Y como aniversario, sirvió para honrar los 25 años de dedicación monástica de la capilla.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos