Alonso se refugia en la COTUR

De derecha a izquierda, Alonso, García y de espaldas, Ocón y Rodríguez/
De derecha a izquierda, Alonso, García y de espaldas, Ocón y Rodríguez

El director general de Urbanismo ha comparecido en la comisión de investigación del PGM de Villamediana del Parlamento de La Rioja

Diego Marín A.
DIEGO MARÍN A.Logroño

El director general de Urbanismo y Vivienda del Gobierno de La Rioja, Carlos Alonso, ha comparecido hoy, viernes 20 de abril de 2018, en una nueva sesión de la comisión de investigación sobre el Plan General Municipal de Villamediana de Iregua, aunque en esta caso lo ha hecho como secretario primero y vocal después que fue de la COTUR. La sesión ha comenzado con la respuesta de Carlos Alonso, siempre con buena actitud y educación («innegable buena disposición», le ha reconocido el presidente, Jesús María García), a las preguntas formales y por escrito que se le planteaban desde la comisión, aunque se ha escudado en la actuación y legalidad de la propia COTUR. Como en las sesiones anteriores, se ha podido extraer poca información nueva sobre el caso y se han mantenido las posiciones: Ciudadanos ha ejercido una consulta continua, Podemos y PSOE han puesto en duda la legalidad (o la «utilización de las Administraciones públicas en beneficio propio», tal y como ha especificado el diputado socialista Francisco Javier Ocón) del proceso que se juzga y PP ha defendido, por contra, la claridad y legitimidad del PGM.

El primero en preguntar a Carlos Alonso ha sido el diputado de Cs David Vallejo, quien ha realizado varios consultas formales sobre los trámites administrativos e informes de la COTUR y sus posibles irregularidades. «La competencia directa la tiene el Ayuntamiento, como establece la LOTUR. Nosotros bastante tenemos con el trabajo que tenemos», ha justificado Alonso. Quizá lo más reseñable haya sido la respuesta del director general de Urbanismo y Vivienda ante la pregunta de si recibió presiones: «Jamás he recibido ningún tipo de presión al objeto de tomar decisiones ilegales ni he recibido llamadas ni mantuve conversaciones en torno a gente que pudiera tener viviendas en situación irregular«.

A continuación, tanto Natalia Rodríguez, diputada de Podemos, como Francisco Javier Ocón, han agotado su tiempo (30 minutos) de intervención. La primera ha descrito esta como una «ardua sesión» y ha reconocido que «estamos obteniendo pocos datos para esclarecer lo que ocurrió». Más tarde, en su segundo turno, de nuevo más dedicado a expresar su opinión que a cuestionar a Carlos Alonso, ha declarado: «Nos gustaría que esto fuera una novela para que fuera ficción, pero no lo es. No sólo se han cometido ilegalidades, también se ha favorecido a una persona que era el presidente del Gobierno de La Rioja, Pedro Sanz, cuando, por su cargo público, debería dar ejemplo».

Durante la intervención de Ocón se ha dado un diálogo cuando menos curioso puesto que al aludir el diputado socialista al anterior compareciente en la comisión de investigación sobre el PGM de Villamediana, el abogado Javier Barinaga, Alonso ha afirmado: «No sé quien es. No tengo el gusto de conocerlo». Y Ocón le ha respondido: «Es un personaje muy conocido de Logroño». Entre Ocón y Alonso sólo ha habido acuerdo en la relatividad de las interpretaciones de las leyes. «Si veo algo en esta comisión es que todo es muy opinable», ha asegurado Ocón. Después, en su segunda intervención, el socialista ha expuesto: «El Ayuntamiento de Villamediana fue incapaz de incopar un expediente. Tomás Santolaya hizo todo lo que estuvo en su mano para retrasar ese expediente y aprobar el PGM«; después de señalar las solicitudes de licencia de obras en 2008, 2009 y 2012 y que el arquitecto externo del Consistorio villametrense, Esteban Pardo, describió como »obras no legalizables« y dos de ellas como posibles »infracciones graves«.

Finalmente, el diputado popular Jesús Ángel Garrido, también actual concejal en la oposición del Ayuntamiento de Villamediana, ha expuesto que este municipio «es mucho más que una persona» y que «es notorio que el actual equipo de Gobierno no ha hecho nada en contra del PGM». «Lo que pasó es que Villamediana no tenía PGM y se cumplió escrupulosamente la normativa urbanística«, ha declarado Jesús Ángel Garrido, aunque ha sido aún más duro y directo en siguientes exposiciones, llegando a calificar a Ocón de »cobarde«. »Se me caería la cara de vergüenza de venir aquí a hacer el paripé y estirar el chicle«, ha afirmado Garrido, en alusión al supuesto »répido político« del que acusa al PSOE de obtener con esta comisión de investigación.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos