El colegio La Salle-El Pilar votará por primera vez en febrero sobre la jornada continua

Ernesto Pascual
ERNESTO PASCUALAlfaro

Los padres de alumnos y los profesores del colegio La Salle-El Pilar de Alfaro se van a preguntar en las próximas semanas por primera vez si quieren o no implantar en el centro la jornada continua.

Después de que el colegio publico Ezequiel Moreno la hiciera suya en febrero del 2015 y de que el otro concertado, el Amor Misericordioso, se lo propusiera el año pasado pero sin alcanzar los tres quintos necesarios para aprobarla, el colegio La Salle-El Pilar busca así responder a la inquietud de muchos padres que quieren probar este formato.

De hecho, el procedimiento se inició a principios de curso después de que numerosos padres entregaran a la dirección firmas solicitando que llevara a votación la jornada continua. Ante ello, la dirección llevó el asunto a las instituciones que rigen el centro, los hermanos de La Salle y las misioneras del Pilar, que dieron el visto bueno para llegar a la votación, que tendrá lugar a mediados de febrero.

Con el proyecto ya presentado a las familias, el centro realizará este lunes el censo y la mesa de votación se reunirá el 1 de febrero para fijar la fecha en la que se votará. A falta de confirmarlo, tendrán derecho a voto una treintena de profesores y unos 370 padres desde 1º de Infantil hasta 5º de Primaria. Para que la jornada continua prospere, los votos afirmativos deberán alcanzar, al menos, los tres quintos del censo.

Dentro del proyecto propuesto para la jornada continua, el centro mantiene las 5 horas y media de clase, con horario de 9 a 14.30 para los alumnos de Infantil y de 8.45 a 14.15 para los de Primaria. Además del servicio de comedor, plantea adelantar las extraescolares una hora, hasta las 16 horas, para también que sea antes la marcha a casa. Además, de 16 a 17 ofrecería cuidado de niños y biblioteca.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos