La Rioja

La hostelería de Haro asiste a clase

Laura Rivado y Adelaida Alútiz, en rueda de prensa. ::
Laura Rivado y Adelaida Alútiz, en rueda de prensa. :: / Cristina Valderrama
  • El Ayuntamiento de Haro colabora con Accira para mejorar la calidad en el servicio de los vinos detrás de la barra

El Ayuntamiento de Haro ha decidido dar una vuelta a los tradicionales Cursos Rioja y este año los ha enfocado hacia el sector de la hostelería. Tradicionalmente este ciclo tenía un carácter técnico centrado en la investigación del vino y estaba dirigido a estudiantes o enólogos. Este año, desde el Consistorio jarrero han decidido cambiar la temática y dirigirlo a mejorar la calidad de la hostelería.

Junto a la Asociación de Comercio y Hostelería de Haro han convocado dos talleres en los que buscan mejorar el servicio del vino de cara al cliente. Laura Rivado, alcaldesa de Haro, recuerda la excelencia de los vinos que se elaboran en la ciudad y asegura que el objetivo del curso es que «en la hostelería se sepa vender al cliente con esa calidad».

Adelaida Alútiz, gerente de Accira, recordó que la asociación está realizando una serie de acciones encaminadas a destacar la calidad dentro del sector hostelero de Haro. Ya en verano invitaron a un cocinero para mejorar la elaboración y la presentación de la semana del pincho y ahora le toca el turno al vino.

Los Cursos Rioja se celebrarán los días 21 y 28 de noviembre en la Estación Enológica de Haro. El primer día se centrará en los tintos y el enólogo Sergio Múgica guiará a los asistentes para que sepan detectar los defectos de un vino antes de que llegue a la boca del cliente.

«Se busca que el hostelero conozca en profundidad el vino que se va a servir, que sepa a qué temperatura tiene que estar o qué copa utilizar», explica Alútiz. El primer día también se verán las diferentes variedades tintas y corregirán los malos hábitos. Además, se podrán catar siete vinos con sus defectos y sus virtudes.

Colaboración de las bodegas

El siguiente lunes 28 de noviembre se centrará en los vinos blancos y rosados que elaboran las bodegas jarreras. La dinámica será similar, pero la última hora se destinará a identificar los defectos de la mano de Pedro Puras, técnico de la Estación Enológica de Haro.

El horario de los cursos será de 9.30 a 12.30 horas los dos días. La inscripción tiene un cupo de 22 personas que es «el número de gente que cabe en la sala de catas», asegura Rivado. Hasta la fecha ya se han completado 16 plazas y está abierto a cualquier hostelero, sea socio o no de Accira. La inscripción es gratuita y se puede hacer en la asociación o en el Ayuntamiento de Haro a través de la agente de empleo.

Laura Rivado recuerda que este año se han destinado mil euros para la celebración de los Cursos Rioja y la idea por parte del equipo de gobierno es que se continúen celebrando.