La Rioja

3.500 raciones de seta y champiñón

Filas para degustar el bocadillo de champiñón, setas y pimientos en el festival de Pradejón. :: m.f.
Filas para degustar el bocadillo de champiñón, setas y pimientos en el festival de Pradejón. :: m.f.
  • Las fiestas de Pradejón finalizan con la celebración de un homenaje a los productos de la tierra

Veintiocho años lleva Pradejón celebrando el último día de fiestas un homenaje a los productos de la tierra. Ayer también fue así. Desde las doce y media de la mañana se repartieron en la plaza de España un total de 3.500 bocadillos de champiñones, setas y un pimiento relleno.

Un acto que se ha convertido, con el paso de los años, en una cita no sólo obligada para los pradejoneros sino también para muchos vecinos de localidades cercanas que no quieren perderse el manjar que prepara el Consistorio con la colaboración de las asociaciones de la localidad.

Desde las doce de la mañana, media hora antes del inicio del acto, ya eran muchas las personas que aguardaban pacientemente la fila que se iba formando para comprar los vales (a un euro) que daban opción al delicioso bocadillo.

Los actos del último día de las fiestas continuaron a lo largo de la jornada. A las seis de la tarde tuvo lugar el último encierro de reses bravas a cargo de la ganadería Marcelino Lacámara y una hora más tarde daba comienzo el encierro chiqui con la colaboración de la asociación de padres de alumnos de Primaria en la calle del Prado. También a esa hora comenzaban los últimos partidos de pelota de las fiestas en el frontón municipal y era a las ocho y media de la tarde cuando se ofrecía una degustación a cargo de la cofradía de la Vera Cruz.

Con los fuegos artificiales y el 'pobre de mi', a las diez de la noche, se daban por concluida la semana de festejos. Una celebración que se ha vivido en la calle de manera multitudinaria.