larioja.com
Martes, 29 julio 2014
claros
Hoy 14 / 22 || Mañana 12 / 25 |
más información sobre el tiempo
Estás en: >
¿Toca ya un Papa negro?
Actualizado: 13:08

ARCA DE NOÉ

¿Toca ya un Papa negro?

Arrecian las voces que reclaman un Pontífice del Tercer Mundo. Ratzinger dijo en 2002 que sería "una bella señal para toda la Cristiandad"

02.05.13 - 13:08 -
En Tuenti
CerrarEnvía la noticia

Rellena los siguientes campos para enviar esta información a otras personas.

* campos obligatorios
Cerrar Rectificar la noticia

Rellene todos los campos con sus datos.

* campos obligatorios
¿Toca ya un Papa negro?
Un hombre coloca carteles en Roma en los que se pide votar al cardenal Turkson. /REUTERS

Barack Obama hizo historia al llegar a la Casa Blanca. Un negro lidera la gran superpotencia del mundo. Kofi Annan estuvo al frente de la secretaría general de la ONU. Un negro al frente del organismo internacional que fiscaliza las relaciones entre los países. ¿Toca ya un Papa negro al frente de la Iglesia católica?. "Sería un milagro", admite el arzobispo ghanés de Cape Coast, Matthias Kobena Nketsiah, ante una opción que supondría toda una revolución en el gobierno de la Iglesia. A Berlusconi, por citar a alguien de la otra orilla, le parece que la institución "ya está preparada" para un Santo Padre "de color", aunque no sea un plato de su gusto. El exprimer ministro italiano, en un requiebro de ironía racista, definió en su día al presidente de EE UU como "joven, guapo y bronceado".

¿Y que piensan en el Vaticano de todo esto? El propio Ratzinger, cuando era un cardenal sin aspiraciones a ocupar la silla de San Pedro, abordó la cuestión en 2002. En una entrevista al ‘Die Welt’ contestó a una pregunta del periodista sobre si ‘se podría imaginar que el sucesor no fuera europeo, quizás un sudamericano o un africano’: "Absolutamente. En el mundo occidental, a pesar de todas las afirmaciones contra el racismo, todavía hay grandes reservas con respecto al Tercer Mundo. Pero nosotros, por ejemplo, tenemos en África grandes personalidades, a las que solo queda admirar. Están sobradamente preparadas para el cargo. Por eso, en principio es absolutamente posible que el próximo papa venga de allí. Yo creo personalmente que sería una bella señal para toda la Cristiandad".

Tres años después era él quien tomaba el relevo de Juan Pablo II. Y durante su pontificado no se ha olvidado de África, el continente de la esperanza. Le dedicó un documento –’Africae Munus’ (El esfuerzo de África’)–, ha celebrado un sínodo de obispos y una Asamblea Especial y la ha visitado en dos ocasiones para apoyar una Iglesia ya madura, que considera como "el pulmón espiritual de la Humanidad". En África viven más de 150 millones de católicos.

Tres papas africanos

El continente ha aportado tres papas a lo largo de la historia: San Víctor I (189-199), San Melquiades (311-314) y San Gelasio I (492-496). Ahora son también tres los cardenales más papables de un colectivo de 18 purpurados (11 electores). Robert Sarah, guineano de 67 años, presidente del Consejo Pontificio Cor Unum, que se encarga de los asuntos de caridad. Francis Arinze, nigeriano de 80 años, prefecto emérito de la Congregación para el Culto Divino y la Disciplina de los Sacramentos, aunque su edad parece un obstáculo insalvable. El mejor situado es el cardenal ghanés Peter Kodwo Appiah Turkson, de 64 años y encargado del ‘Ministerio’ vaticano para la Justicia y la Paz.

Hay gente que ya está haciendo campaña en esa dirección. A lo mejor para quemar candidatos. Nunca se sabe. El pasado fin de semana aparecieron muchas paredes de Roma y algunas iglesias emblemáticas, como las basílicas de Santa María Mayor o San Juan de Letrán, empapeladas con la cara del cardenal Turkson en las que se pedía el voto para él en el próximo cónclave. El ‘ministro’ del Papa para asuntos sociales es el candidato africano con más posibilidades. El purpurado aparece en una foto con los ojos que miran al cielo e iluminado por una aureola, junto a su escudo cardenalicio como si fuera un símbolo electoral. Según William Hill, la mayor casa de apuestas del Reino Unido, es el que "más probabilidades estadísticas tiene de ser el próximo Papa".

Turkson, hijo de un carpintero, es un reconocido biblista. Y un políglota. Además de su lengua nativa, el fante, habla inglés, francés, alemán, hebreo e italiano –éste último muy importante para el obispo de Roma– y escribe en latín y en griego. Y conoce la curia, un asunto capital en la agenda que espera al nuevo Papa. En su día resultó polémica su llamada a combatir el avance del islám en África. Sobre el avance del sida considera que el preservativo no es la solución.

Guiseppe Betori, ¿el tapado?

Pero Turkson tendrá una dura competencia con Italia y América Latina, auténtico granero del catolicismo, donde se ha producido un fuerte crecimiento de los evangélicos. Al sector más progresista de la Iglesia le gustaría un perfil como el de Andrés Rodríguez Maradiaga, arzobispo de Tegucigalpa de 70 años. Ortodoxo en cuestiones doctrinales, es inteligente, abierto y moderno en sus actuaciones. Habla ocho idiomas y es piloto de aviación. Encabezó la lucha social contra la deuda externa, pero fue criticado por mostrarse favorable al golpe de Estado que derrocó en 2009 a Manuel Zelaya. Tiene carisma de ‘hombre bueno’ y su nombre ya sonó en anteriores cónclaves. Su mensaje social sería muy oportuno en tiempos de feroz crisis económica. Muy a la izquierda para lo que se lleva ahora.

La candidatura del arzobispo de Sao Paulo, Odilo Scherer, de 63 años, ha subido muchos enteros en los últimos días. Brasileño de origen alemán y guía de la archidiócesis del país con más católicos del mundo –123 millones en una población total de 194– goza de una gran reputación en la Curia vaticana, donde tiene fama de ser un buen comunicador y gran administrador. El nombre de Scherer es citado con fuerza por los vaticanistas más prestigiosos, que le incluyen en un ‘tiket’ pactado entre Sodano y Bertone. Scherer, un hombre del actual camarlengo, sería el Papa, que aceptaría al argentino Sandri –un hombre del decano del Colegio Cardenalicio– como secretario de Estado. Demasiados latinoamericanos, creen otros, que cambian la pieza de Sandri por la del italiano Mauro Piacenza, prefecto para la Congregación del Clero, como ‘número dos’ del nuevo Papa.

¿Y si no consiguen dirigir y concentrar los votos necesarios? En algunos círculos romanos con conexión con la Curia se habla de un ‘tapado’, de una tercera vía para recuperar el papado para los italianos. Y se cita a Giuseppe Betori, arzobispo de Florencia, de 66 años. Defensor de un catecismo para los jóvenes, con los que sigue en contacto desde que es sacerdote, no le faltaría fuerza y vigor para impulsar la nueva evangelización en un mundo cada vez más secularizado. Fue secretario de la Conferencia Episcopal italiana con Camillo Ruini, del que fue su fiel brazo derecho. Ruini, uno de los principales aliados de Ratzinger, es un peso pesado de la Iglesia italiana.

Betori fue nombrado por Benedicto XVI cardenal en febrero de 2102, la última hornada de purpurados y fue relator en el reciente Sínodo de Obispos. En ese ‘cónclave’ defendió que la Iglesia debe volverse hacia la cultura contemporánea y escuchar y comprender al mundo. Ponerse al día y actualizar su mensaje. Un nuevo ‘aggiornamiento’. ¿Edad, geografía, ideología...? ¿Cuál es el criterio que más va a pesar en el cónclave? "Es necesario un Papa que sea pastor, un hombre de Dios, que venga de fuera de la Curia. No nos sirve un sheriff", le ha contado un cardenal a Andrea Tornielli, vaticanista de La Stampa.

TAGS RELACIONADOS
En Tuenti
La Rioja

EN CUALQUIER CASO TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS:
Queda prohibida la reproducción, distribución, puesta a disposición, comunicación pública y utilización, total o parcial, de los contenidos de esta web, en cualquier forma o modalidad, sin previa, expresa y escrita autorización, incluyendo, en particular, su mera reproducción y/o puesta a disposición como resúmenes, reseñas o revistas de prensa con fines comerciales o directa o indirectamente lucrativos, a la que se manifiesta oposición expresa.