La Rioja

Logroño, 16 abr (EFE).- Las ayudas de la Agencia de Desarrollo de La Rioja (ADER) para 2018 se centran en la industria riojana para que las empresas sean más tecnológicas, innovadoras e internacionalizadas.

Así lo ha explicado hoy la consejera de Desarrollo Económico, Leonor González Menorca, en una rueda informativa, junto al gerente de la ADER, Javier Ureña.

El objetivo último de estas ayudas es mejorar la competitividad de las empresas y generen empleo.

El Plan Estratégico ha elevado su presupuesto el 8,5% hasta los 38 millones de euros, 36 de ellos se destinarán a ayudas directas para las empresas. Los dos millones restantes se dirigirán a convenios con diferentes entidades empresariales.

Este aumento en el presupuesto de ayudas se destinará principalmente al programa de activos fijos, es decir, a las subvenciones que apoyan nuevas inversiones empresariales que pasan de 7,45 a 9,75 millones de euros.

Así, uno de cada cuatro euros de las ayudas de 2018 se destinarán al fomento de la inversión empresarial, ha explicado González Menorca, concretamente a nuevas instalaciones y modernización y ampliación de las ya existentes; a proyectos intensivos en inversión y creación de empleo; a ayudas para suelo industrial e inversiones de la industria agroalimentaria.

"Buscamos atraer nuevas inversiones, tanto de las empresas asentadas en La Rioja como de nuevas iniciativas, con el objetivo de fortalecer el tejido empresarial, impulsar el crecimiento económico y la creación de empleo", ha señalado González Menorca.

Además, 21,77 millones, el 57,3 % del presupuesto del Plan Estratégico, se concentrarán en apoyar los programas competitivos de las empresas, es decir, aquellos que se centran en implantar la innovación y la tecnología en los procesos industriales riojanos, en la mejora de la gestión, la eficiencia energética, la industria 4.0, la internacionalización o el diseño de producto.

De este modo, la industria y los servicios de media y alta tecnología siguen siendo los grandes protagonistas, en cumplimiento con los objetivos del Plan de Desarrollo Industrial, que busca impulsar la productividad mediante la incorporación de la tecnología y la cualificación, el fomento de las capacidades directivas, la internacionalización y el emprendimiento.

En este sentido, una de las novedades previstas para este año será el cheque de innovación empresarial, una nueva ayuda que aprobará en los próximos meses la ADER para facilitar el desarrollo de proyectos innovadores de hasta 15.000 euros en las pymes riojanas.

La principal característica de este cheque es que financia el 100% del proyecto innovador que podrá centrarse en distintos ámbitos: innovación de las organizaciones, en las personas, tecnológicas, en procesos y gestión avanzada, en productos y en comercio exterior.

Por último, el 17% del presupuesto restante, se destinará a las ayudas financieras, al comercio minorista y a los emprendedores y autónomos de La Rioja.

A este colectivo se dirige la segunda novedad que prevé aprobarse en los próximos meses ha explicado la consejera de Desarrollo Económico, la tarifa plana para autónomos, una ayuda que tiene como objetivo sufragar una parte de los costes de Seguridad Social del segundo año de la actividad económica del trabajador autónomo.

De este modo, el nuevo trabajador por cuenta propia en La Rioja tendrá cubiertos los dos primeros años de actividad, ya que la tarifa plana para el primer año lo cubre la propia Seguridad Social.

Además, la consejera ha explicado que con esta medida se da cumplimiento al acuerdo del Gobierno de La Rioja con Ciudadanos.

Otras de las novedades destacadas de las ayudas de este año es la ampliación del plazo de presentación de solicitudes al 20 de diciembre, salvo las líneas financieras y de internacionalización así como la aplicación de máximas intensidades de ayudas para los proyectos declarados de interés estratégico para La Rioja.

Por otro lado, se mantiene la implantación telemática de las ayudas.

Todas las ayudas se presentarán en formato digital, tanto en los formularios iniciales como en todas las comunicaciones posteriores, para la reducción de los plazos de resolución.

Los interesados presentarán sus solicitudes y realizarán los actos sucesivos que prevea la respectiva convocatoria, exclusivamente, a través de la sede electrónica de la ADER: http://www.ader.es/sede-electrónica. Cabe destacar que la ADER prestará asistencia a todos aquellos que lo requieran para la presentación telemática de las solicitudes y demás documentación.

Las líneas de ayudas se distribuyen en cinco áreas: programas competitivos, fomento de la inversión empresarial, programas comerciales, emprendedores y financiación.

Además, estas ayudas se complementarán con las líneas financieras de préstamos ADER-BEI, línea financiera para autónomos y micropymes, los sistemas de garantía recíproca con Iberaval y los programas de microcréditos creados por la ADER mediante Iberaval y Microbank.

También con la convocatoria de la Agenda de Fortalecimiento Empresarial, dirigida a empresas de entre 10 y 249 trabajadores que presenten un Plan Estratégico Empresarial a varios años que incluya proyectos, por ejemplo de I+D o internacionalización, que conlleven la generación de empleo.

Los proyectos de las empresas que se enmarquen en la Agenda de Fortalecimiento Empresarial obtendrán el máximo porcentaje de ayuda.

La Unión Europea cofinancia el Plan Estratégico con recursos procedentes del Fondo Europeo de Desarrollo Regional (FEDER), el Fondo Europeo Agrícola de Desarrollo Rural (FEADER) y el Fondo Europeo de Pesca (FEP).