La Rioja

Logroño, 15 feb (EFE).- Alumnos del Instituto Hermanos D'Elhuyar, de Logroño han trasladado hoy un mensaje de energía, esperanza y vitalidad a toda la infancia y adolescencia que está en tratamiento oncológico o ha superado ya esta faceta, dentro de un emotivo acto con motivo del Día Internacional del Niño con Cáncer.

La Asociación riojana de familiares y amigos de niños con cáncer (FARO) ha elegido este año este centro para conmemorar esta efeméride en un acto, en el que un alumno y una exalumna de este instituto, que han sufrido el cáncer, han leído un manifiesto.

El director del centro, Abilio de Jorge, junto a la alcaldesa de Logroño, Concepción Gamarra, y la consejera de Salud, María Martín, han traslado un mensaje de esperanza y vitalidad a todos los niños con cáncer y sus familias, así como al resto de la sociedad riojana, a la que han apelado a la sensibilización con esta enfermedad.

En el manifiesto, titulado "Nunca crecer, antes de tiempo", y elaborado por FARO, se ha reivindicado la creación de unidades oncológicas, dentro de las unidades pediátricas, donde poder ofrecer un tratamiento integral a estos pacientes.

El acto también ha contado con la intervención de un grupo de alumnos del centro, quien cantado el tema "Vivir", de Rozalén, que fue el que centró la Gala contra el Cáncer de Mama, del pasado año, y que es un canto a la esperanza, de celebración de la vida.

Gamarra, en declaraciones a los periodistas, ha precisado que "hoy es el Día Internacional de los Niños con Cáncer, un día para mostrarles el apoyo de toda la sociedad y trasladarles el mensaje de apoyo y de reconocimiento a esos niños que están luchando contra una enfermedad".

Ha recordado, como se ha plasmado en el manifiesto, que "los niños deben ser niños y no tienen que vivir algo que les corresponde a los adultos, como es el sufrimiento en este caso, y la lucha contra una enfermedad como es el cáncer".

"En este sentido -ha precisado Gamarra- hay que reconocer que ellos son los pequeños héroes de esta sociedad, porque demasiado pequeños tienen que luchar en esta vida y nos sorprenden, en muchos casos, con esa fortaleza, ese positivismo y esas ganas de vivir".

Ha añadido que es un día también para reivindicar la necesidad de la investigación, "y poner de manifiesto la importancia que tiene, para que se pueda luchar contra las enfermedades como en este caso es el cáncer, que afecta a toda la sociedad y a todas las edades".

Además, ha precisado que en el instituto D'Elhúyar cobra más importancia este acto porque "hay dos niños que han atravesado esta enfermedad o la están atravesando en este momento".

"Y es importante -ha precisado- el entorno escolar, la implicación de sus propios compañeros, así como el apoyo que tienen sus familias desde diferentes organizaciones, como en este caso Faro, que trabaja específicamente en este ámbito".

Por ello, ha agradecido su iniciativa a la asociación Faro (Asociación riojana de familiares y amigos de niños con cáncer), y "como no podía ser de otra manera, el Ayuntamiento de Logroño se une a esta causa que busca, fundamentalmente, seguir trabajando y apoyando, en este caso, a los niños", ha finalizado.

La titular de Salud ha explicado que en La Rioja "no tenemos una incidencia muy alta de niños con cáncer, de hecho, en 2016 se registraron 3 casos, y en 2017 esta cifra ascendió a los 5 casos".

"Los tipos más frecuentes de cáncer en la infancia en La Rioja son la leucemia, el cáncer óseo y el cáncer neurológico", ha añadido la consejera.

Ha destacado que, desde el Hospital San Pedro, "se lleva a cabo una primera asistencia y atención a estos pacientes pero, posteriormente, son derivados a las unidades oncológicas de referencia, que son las que cuentan con los profesionales y los recursos necesarios para que reciban la mejor atención".

En concreto, en el caso de La Rioja, los niños son trasladados al Hospital Miguel Servet de Zaragoza y al Hospital Infantil Universitario Niño Jesús de Madrid.

Martín ha resaltado el "impresionante trabajo" que desarrolla FARO en La Rioja con el objetivo de contribuir al aumento de las expectativas de vida de los niños con cáncer, promoviendo la protección y el cuidado de los niños y sus familias en los aspectos sociales, económicos, psicológicos y educativos.

En este sentido, ha incidido que "desde el Gobierno de La Rioja queremos trasladarles nuestro total apoyo y colaboración".