La Rioja

Logroño, 13 sep (EFE).- El presidente de la Cámara de Comercio de La Rioja, José María Ruiz Alejos, ha cifrado en unos 233.000 euros la cantidad que considera que esta institución debería recibir al año del Gobierno regional por "funciones obligatorias", delegadas por la administración por la legislación

Esta es una de las ideas que ha expresado Ruiz Alejos hoy en la Comisión de Desarrollo Económico e Innovación del Parlamento Regional, en donde ha comparecido a petición del Grupo Socialista.

El presidente de la Cámara ha defendido el "papel fundamental" de la institución para las empresas riojanas, la viabilidad de la institución, el esfuerzo hecho para adaptarse a una situación de menores ingresos; además ha considerado que "la pega" con la que se encuentra la entidad es "ser incómoda" para el Gobierno regional.

Ha asegurado, también que la Cámara ha pasado de recibir una subvención del Ejecutivo regional de 1,3 millones de euros en 2009 a poco más de 200.000 euros el año pasado; esa disminución se debe, en parte a que no se realizan ahora programas que sí se hacían antes "pero en otros que continúan, como la feria Logrostock, se ha pasado de 120.000 euros a 30.000", ha afirmado.

Durante la comparecencia, tanto Ruiz Alejos como los diputados que han intervenido se han referido en varias ocasiones a las manifestaciones de la consejera de Desarrollo Económico, Leonor González, también en el Parlamento, que a finales de abril dijo que quería "hacer viable y sostenible" la Cámara y que, si no existía un plan de viabilidad podría nombrarse una gestora en la entidad.

"La esencia del problema que hoy nos trae aquí es política", ha dicho Ruiz Alejos, que cree que "solo ha habido una pega, ser una entidad algo incómoda" para el Gobierno regional "algo que ha provocado una sequía de apoyos a nuestra institución".

Ha lamentado que el Gobierno regional "no haya querido contar con nosotros" a pesar de que "las leyes dicen que cumplimos una serie de cometidos y funciones".

En este sentido, ha asegurado que hay comunidades autónomas -ha citado a Castilla León y Andalucía- que trabajan en leyes que incluirán una compensación a la Cámara "por esas funciones".

"Abrir la puerta" para esas funciones delegadas de asesoramiento o formación a empresas tiene un coste de 233.414 euros, según un estudio de la propia entidad, que recoge, entre otros apartados, 131.135 euros destinados a personal.

Este estudio no incluye otros servicios que prestan a empresas asociadas de la Cámara y que son sufragados por ellas, ha dicho.

La Cámara, ha destacado, ha acometido un plan de reducción de gastos desde que sus ingresos se redujeron un 80 por ciento al dejar de ser obligatoria la cuota empresarial.

Se acometió "una dolorosa reducción de plantilla", de 24 a 11 trabajadores, se trasladaron las oficinas a locales propios y se congelaron sueldos; además se dejó de financiar dos cátedras en la Universidad de La Rioja.

Ruiz Alejos ha subrayado que, a pesar de esta reestructuración, la Cámara dio servicio el año pasado a más de 7.000 empresas, a 3.500 personas en su bolsa de empleo y generó 5.400 documentos de comercio exterior.

Y todo ello sin generar "ni un euros de deuda" ya que han cubierto sus pérdidas con sus propias reservas financieras "tal y como acreditan las auditorías".

"No conviene a La Rioja que continúe el desencuentro ni que parte del Gobierno regional haga lo que pretende, que es iniciar el camino para buscar la extinción Cámara de Comercio por causas económicas, sería un error garrafal", ha dicho.

Además "nada de esto sería necesario si el Gobierno pagara lo que debe" y "si tuviera una visión mayor de las posibilidades que ofrecemos, por el trabajo en red con el resto de Cámaras" ya que "como planteamiento región es absurdo tener herramientas y no aprovecharla".

Ha reclamado que desde la Cámara los empresarios "autogestionen" actividades de promoción empresarial en el exterior "porque esta labor no debe hacerla una administración".

En esta línea ha afirmado que cuando la Cámara gestionaba el Plan de Internacionalización junto a la Agencia de Desarrollo Económico (ADER), de 2005 a 2010, viajaron 1.192 empresas a 129 países; desde que lo realiza la ADER solamente, ha asegurado, 24 empresas han ido a 4 países.

Ruiz Alejos ha puesto en cuestión los datos de internacionalización de La Rioja "porque es cierto que la cifra es de récord, pero el crecimiento es inferior al de regiones a las que antes superábamos" y "también perdemos producción industrial".

Por ello, ha concluido, "no sé si nos ganamos la incomodidad a pulso" porque "nosotros recogemos datos oficiales y hacemos encuestas, vemos lo que dicen los empresarios y a veces eso no coincide con el Gobierno".

En cualquier caso, ha abogado por la colaboración, porque cree que "hay que darle una pensada a todo esto, analizar los datos juntos y buscar soluciones juntos para volver a senda de liderazgo en exportaciones y crecimiento económico".

También ha intervenido en la comisión el director general de la Cámara, Florencio Nicolás, que ha ofrecido algunos datos, como el que las pérdidas acumuladas por la entidad desde 2012 "son de 1,7 millones de euros, no más de dos" aunque de esa cifra 212.000 se deben a indemnizaciones por despidos y más de 100.000 por la pérdida de valor de las acciones de una sociedad en la que participan.

Desde 2013 el volumen se ha reducido desde los 559.000 euros a los 231.000 euros de 2016 "con lo que estaríamos en equilibrio presupuestario" si recibieran las cantidades que consideran deben obtener por servicios que tienen delegados.