La Rioja

Logroño, 19 may (EFE).- El miembro del colectivo "Logroño en bici" Julio Romeo ha asegurado hoy que "la gran asignatura pendiente de la ciudad es la movilidad en bicicleta", ya que "estamos retrasados décadas respecto a otras ciudades de los alrededores de la capital riojana".

Romero, en declaraciones a los periodistas después de la presentación del nuevo sistema de préstamo municipal de bicicletas, ha lamentado que la alcaldesa de Logroño, Concepción Gamarra, "no haya informado previamente de este cambio a los colectivos de usuarios de este medio de transporte en la ciudad".

Según ha reconocido, hasta la fecha, "Logroño dispone del peor sistema de bicicleta pública que hay en el país" y, a pesar de que "se modificó hace unos años", ha asegurado que "el colectivo 'Logroño en bici', como usuario del medio, quiso colaborar con bastantes recomendaciones que, lamentablemente, no se atendieron".

El sistema de alquiler de bicicletas públicas está "muy en disputa", ya que "supone una inversión que requiere grandes beneficios para las empresas privadas que lo gestionan", por lo que "no está claro que realmente funcione como un sistema de transporte más", ha aclarado.

Ha detallado que, en algunas ciudades el alquiler de bicicletas públicas "sí que funciona como un medio de transporte", ya que se potencia su uso y "permite que haya muchos viajes, con frecuencia y con bicicletas disponibles para otros usuarios", mientras que "en Logroño hay instalado un sistema de ocio".

Romero también ha rechazado que "los sistemas de bicicleta pública siempre están vinculados a las contratas de publicidad" y ha incidido en que "en Logroño lleva funcionando tan mal desde que se implantó".

Desde 2001, "trabajamos por un cambio en el paradigma de movilidad", ha dicho, dado que "muchas ciudades ya han dado el paso para el coche deje de ser el centro de las políticas de movilidad urbana y se favorezcan otros tipos de transporte",

Para ello, ha añadido, Logroño dispone de un Plan de Movilidad Urbana Sostenible (PMUS), aprobado por unanimidad desde 2013 y que, sin embargo, "el Gobierno municipal ni lo ha desarrollado ni lo ha financiado de la manera adecuada".

Por último, Romero ha insistido en que "todas las ciudades de alrededor han iniciado este cambio, mientras que Logroño se ha quedado muy atrás en lo referente a urbanismo y movilidad".