La Rioja

Logroño, 22 ene (EFE).- El riojano Fernando Riaño, presidente de Servimedia, una de las empresas de la ONCE, ha afirmado hoy que la responsabilidad social "ha llegado para quedarse" y se ha convertido ya en un "pilar" del sistema productivo y de la economía.

Riaño ha hecho estas declaraciones a Efe, antes de recibir el Premio Mercurio Honorífico, concedido por el Club de Marketing de La Rioja, por su trayectoria profesional, en un acto al que han asistido también la alcaldesa de Logroño, Concepción Gamarra; el presidente del Parlamento, José Ignacio Ceniceros; y el consejero de Presidencia, Emilio del Río.

A sus 37 años y tras iniciar su carrera en el sector financiero, se incorporó a la ONCE y en los últimos años ha sido el responsable de integrar las más de 70 empresas que tiene esta entidad en una sola marca, "Ilunion", que agrupa entidades de diferentes sectores con más de treinta mil trabajadores.

Hace tres años, además, fue la primera persona con discapacidad en recibir un premio de la Fundación Príncipe de Girona al talento directivo.

La creación de "Ilunion", ha detallado, "se ha realizado por un gran equipo de personas, no solo por mí" y se ha hecho para "gestionar mejor todas las empresas de la ONCE y aglutinar todo en la misma marca".

Pero, ha recalcado, el objetivo que tienen todas estas empresas "se mantiene" y es el de competir en diferentes ámbitos empresariales y, "a la vez, mostrar las capacidades de las personas con discapacidad".

Riaño también ha pronunciado una conferencia sobre la excelencia, la innovación y la responsabilidad corporativa, en la que ha recalcado que hoy en día esos conceptos son "elementos de competitividad para las empresas" y "quien no los tenga en cuenta se quedará fuera de la agenda económica".

"La responsabilidad social debe estar en la planificación de las empresas porque es un concepto que vino para quedarse, lo mismo que la excelencia, el liderazgo o la innovación", ha concluido.

Por su parte, Del Río, en su intervención, ha destacado la figura de Riaño como "un referente en el ámbito de la responsabilidad social corporativa" además de ser "un gran embajador de La Rioja, porque siempre hace alarde de sus raíces, y siempre tiene a esta tierra en su pensamiento".

Ha coincidido con el premiado en que actualmente "los valores éticos son de vital importancia en el mundo de los negocios, así como las acciones de responsabilidad social complementarias al desarrollo de las actividades económicas principales de la empresa".

Del Río ha recalcado que "el desarrollo económico y social van de la mano y si innovamos, exportamos, emprendemos e invertimos, seguiremos en la senda de la recuperación en la que nos encontramos y que queda avalada por las cifras de crecimiento previstas por el Fondo Monetario Internacional".