larioja.com
Lunes, 22 septiembre 2014
claros
Hoy 16 / 27 || Mañana 15 / 21 |
más información sobre el tiempo
Agencias
Estás en: > > >

Protestas por traslado a lo civil de la jueza que condenó a Bordaberry

Montevideo, 15 feb (EFE).- El traslado de la jurisdicción penal a la civil de la jueza uruguaya Mariana Mota, que condenó en 2010 al exdictador Juan María Bordaberry y llevaba muchos casos de crímenes del régimen militar, motivó hoy protestas y críticas, incluso de miembros del Gobierno.
Mota, que tenía prestigio en la lucha contra la impunidad de la dictadura (1973-1985), asumió su nuevo juzgado con varias horas de retraso al ocupar la sala de la Suprema Corte de Justicia (SCJ) decenas de personas que protestaban por su traslado.
A primera hora, activistas de la Federación de Estudiantes Universitarios del Uruguay (FEUU), Madres y Familiares de Detenidos Desaparecidos, Hijos Uruguay y Crysol, entre otros grupos, se concentraron ante la SCJ para apoyarla, con pancartas con lemas como "basta de impunidad".
Mota tramitaba nada menos que una cincuentena de expedientes relacionados con delitos de la dictadura y es responsable, entre otras, de una de las sentencias contra el presidente devenido en dictador Juan María Bordaberry, fallecido el año pasado, al que condenó en febrero de 2010 a 30 años de cárcel por atentado a la Constitución en el golpe de Estado de hace casi cuarenta años.
Ante el tribunal, fue recibida hoy con ovaciones por unas 200 personas, de las cuales casi un centenar entraron con ella en la sede del poder judicial y la ocuparon entre gritos de apoyo a la jueza.
Por ello la ceremonia fue suspendida momentáneamente mientras las fuerzas de seguridad pedían a los manifestantes que desalojaran el edificio.
Uno de los manifestantes, Edgardo Oyenart, secretario de Derechos Humanos de la central sindical uruguaya PIT-CNT, afirmó estar allí para "respaldar" a Mota y destacar su labor "intachable" como jueza del ámbito penal.
"Los argumentos que se han dado para su traslado no son de recibo, la Suprema Corte de Justicia ha recibido presiones", aseguró.
En un comunicado, la SCJ informó en su página web que el nuevo nombramiento de Mota, que no fue el único magistrado en asumir hoy otro cargo, se debe a "razones de buen servicio". El jueves un ministro del alto tribunal admitió que sus "antecedentes" influyeron en la decisión.
Mota participó en 2011 en la Marcha del Silencio, una manifestación que se realiza cada mes de mayo en Montevideo para reivindicar la memoria de los desaparecidos durante la dictadura, y por ese episodio fue objeto de una investigación administrativa.
La jueza también tuvo problemas el año pasado con el ministro de Defensa, Eleuterio Fernández Huidobro, por sus diferencias sobre el caso de un avión que desapareció en el Río de la Plata.
Durante la ocupación de la sala judicial hubo momentos de tensión con la policía, que formó un círculo para aislar a decenas de ocupantes entre empujones e insultos.
Finalmente, después de tres horas la policía desalojó pacíficamente a los manifestantes y en un acto breve la jueza firmó su traslado a un Juzgado Letrado de Primera Instancia de lo Civil de Montevideo.
Acto seguido salió a la calle con semblante serio acompañada de algunos familiares.
Algunos abogados y fiscales que participaron en procesos judiciales contra los represores de la dictadura consideraron el traslado como "sorprendente e indignante", además de "un retroceso importantísimo de la justicia en Uruguay".
En cambio, la noticia fue bien recibida por los militares retirados, para quienes "demuestra que aún se puede confiar en la justicia", pues la magistrada cometió "irregularidades de todo tipo" y no era "imparcial", algo "inadmisible para un juez", según dijo un portavoz.
En declaraciones al semanario Brecha, Mota advirtió este viernes que recurrirá la medida porque en su opinión viola la sentencia de la Corte Interamericana de Derechos Humanos dictada en 2011 contra el Estado por el "caso Gelman", de secuestro y robo de identidad de una niña, que se resolvió y tuvo repercusión internacional.
Según Mota, su sucesora, Beatriz Larrieu, "tiene que empezar desde el desconocimiento de las causas y debe ver cómo estamos en casi 50 causas de no menos de 600 fojas cada una", explicó.
Desde medios oficiales, el ministro de Exteriores uruguayo, Luis Almagro, afirmó hoy al rotativo La Diaria que con el traslado de Mota "solo ganan los dinosaurios" y el país "pierde posicionamiento internacional". EFE
pliega/despliegaLo más comentado
La Rioja

EN CUALQUIER CASO TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS:
Queda prohibida la reproducción, distribución, puesta a disposición, comunicación pública y utilización, total o parcial, de los contenidos de esta web, en cualquier forma o modalidad, sin previa, expresa y escrita autorización, incluyendo, en particular, su mera reproducción y/o puesta a disposición como resúmenes, reseñas o revistas de prensa con fines comerciales o directa o indirectamente lucrativos, a la que se manifiesta oposición expresa.